martes, 16 de junio de 2009

Entre los muros blancos, sin lágrima. Poemas de Danielle Collobert



añade sin cesar
construye
tenacidad del aliento
acumula
persigue
ávido
sin cesar
del aliento a la palabra
el mismo camino
el regreso aún
la repetición evidente
frágil
incierta
alargar la traza – prolongar
en alguna parte
en otro lugar
no borrar – borrarse
palabras además
la sangre – aún acuñar
palabras aún
trazar
para retrasar el acercamiento
fuera del alcance del silencio
blanco infinito
lucha – con la palabra – necesaria
única necesidad
lucha vana
agotamiento
sin salida

***

Siempre movimiento
De lo violento a lo imperceptible –lo inmóvil – lo inmóvil
Nunca – fingiendo fijeza, a lo sumo – fricción
Invisible en todo su cuerpo
Invisible – para no ver
Nunca visto desde donde él ve
No visto – el temblor
Sin presa – liso – sin derrame
Sin lágrima – ni sudor – estallido – ni estremecimiento – el
Frío
Inanimado – no – en algún lugar el nervio del dolor –
En algún lugar la respiración.

***

entre los muros blancos – la misma angustia cien veces encontrada – bloqueada en el instante – el tiempo denso –fugitivo – tras el que hay que caer de nuevo – cada vez –en la confusión – el magma – el trayecto perdido de un pensamiento al otro – en todos los sentidos – lo cotidiano real – el ensamblaje incierto del mundo – en la mente o al fondo-
en algún lugar

en alguna parte – ese lugar buscado desde hace tanto – tantos intentos – viajes al interior – la mayoría de las veces con ideas de agresión – tomar por asalto ese lugar - aplastarlo destruirlo de una vez por todas – que sólo quede una superficie lisa – aflorando a la mirada – a los labios – dócil a la voz aplacada – dormida – nada que pueda interrumpir el sueño – atascada – o el entumecimiento – esta vez las manos podrán transcribir con dulzura las palabras – sin crispación repentina – sin desgarramiento imprevisto

66 comentarios:

Stalker dijo...

Éste es uno de mis últimos descubrimientos. He traducido tres poemas encontrados por la red, pero espero traducir más cuando reciba las obras completas, que ya he pedido a la librería.

Danielle Collobert no es muy conocida. Extrañamente, su sucidio a los 38 años no contribuyó a convertirla en un mito, como sí ha ocurrido con las poetas norteamericanas. Creo que la razón es evidente: su poesía cortante, esquiva, irreductible a los parámetros del malditismo convencional e impregnada de herencia beckettiana. Poeta del balbuceo y el grito.

Me ha encantado

Susana dijo...

No la conocía en absoluto Stalker. Me ha gustado mucho sobre todo el final (ese lugar buscado largamente, después de tantos viajes al interior...), aunque todo lo que has seleccionado es desgarrador. ¡Qué lujo contar contigo como traductor! Gracias por traérnosla! Nosotros la convertiremos en mito...

raúl quinto dijo...

me ha impactado. no tenía ni idea de la existencia de esta poeta, pero al menos estos poemas (los dos primeros, sobre todo) me han dejado ko.

Muchas gracias, en serio.

¿Por qué no llegan estas cosas a España?



PD. ya tienes tu crónica de ayer.

GIO dijo...

Genial...esperare con ansia el proximo.
Nadie como collobert para maldecir la vida...tenia mi edad...y como ella yo la maldigo y espero su fin.
Vi tu estela en el blog de una conocida (la princesa inca), nuestros caminos se cruzan de nuevo.

rubén m. dijo...

"viajes al interior – la mayoría de las veces con ideas de agresión"... intrusión, fricción, respiración. Todos esos temas que tanto me atraen, y esa paradoja "in stacatto" del segundo poema. Qué grandes descubrimientos marginales nos traes. Cortante, esquiva, sí.

un brindis

soperos dijo...

"yo no he sido".

qué frase tan terrible, verdad...

eso se desprende de mí al leer a collobert.

besos,
òscar.

Pucelle aux Petites Manches dijo...

Muy bonitos. Y creo que las traducciones no desmerecen.

Stalker dijo...

Susana:

para mí ya es un pequeño mito. Estos tres poemas ya bastan para que Danielle ingrese por alud en mi iconografía personal... Me alegra que te guste, y espero traducir más cositas cuando tenga la obra completa, que tardará un poco...

abrazos

Stalker dijo...

Raúl:

ignoro por qué tesoros así no llegan a este país. No la había oído mencionar en mi vida. Creo que nos toca exhumar del olvido estos tesoros: voces personales que han dicho cosas arriesgadas, que han hablado desde el vértigo o la insumisión, en cualquier época o lugar.

Hay que estar expectantes, vigilantes, y restaurar esas voces silencidas por el grosero canon falocrático y menospreciadas por los guardianes de las ortodoxias poéticas.

Salve...

Stalker dijo...

GIO:

los caminos se cruzan siempre, y además internet no es demasiado grande, menos de lo que pueda parecer...

Danielle traduce admirablemente ese malestar.

Ojalá algún día no la maldigas ni esperes el fin de la vida, y que la vida te traiga la recompensa que mereces.

Abrazos

Stalker dijo...

Òscar:

tu mensaje queda como la huella de un animal remoto en piedra basáltica. Me desaprendo en ella.

Gracias por tu inteligencia animal-epitelial.

Stalker dijo...

Rubén:

brindo yo por ti y por las formas insumisas de belleza que nos traes,

Salud, Kamorrada

Stalker dijo...

Martha:

Danielle es estupenda, de veras. He intentado respetar lo que dice; en su caso es fácil apegarse a la letra porque no juega a la polisemia. Su expresión es cortante y desnuda, aunque claro, tampoco es fácil traducir siempre el tajo certero, el fulgor...

Cuidate

MARIEL MANRIQUE dijo...

Stalker: Gracias por desenterrar este diamante (diamante negro, así le han dicho). Tu traducción respira espléndida y fluida. No hay traición. La tensión en Collobert es insoportable, así como debió ser insoportable para ella el fulgor de estar viva. Cuando la vida se hace presente como un navajazo que te deja desnudo y deslumbrado, no podrías estar más cerca de la muerte, y a la inversa. Siento que es esa intensidad intolerable la que experimentó Danielle, con su "nervio del dolor" tensado y agudizado al límite por su inevitable y temeraria sensibilidad. Alguien la vio "como una trapecista que atraviesa una soga sobre el abismo". Leyendo sobre ella me conmovieron ciertos rasgos que inexorablemente están en su escritura. Era una viajera constante (hacia afuera y hacia adentro, como marca Susana) y llegó a vender su departamento para financiarse las fugas. Supongo que en esos viajes (a Túnez, a Indonesia, a Grecia) siempre encontraba, en definitiva, el desesperante "blanco infinito" y los enloquecedores "muros blancos" de lo que no puede nombrarse (la supresión absoluta del ángulo de la que hemos hablado). Se enroló en el FLN y se involucró activamente en las protestas contra la guerra de Argelia, debiendo refugiarse en Italia. Creo que la militancia era otra de sus formas radicales de experimentar la vida ansiando transformarla. También, esa necesidad imperiosa de disolver los géneros, que la lleva a abolir en sus textos las categorías masculino/femenino para despersonalizarse o derramarse por completo en una voz sin cuerpo definido. Marcada por el estigma del suicidio, siento que no podría haber estado más hipnotizada y sacudida por la circulación de la sangre en sus venas. El "staccato" del que certeramente habla Rubén es el de una mujer que va de la fluidez a la sintaxis rota. "Survie", su último libro, tiene solo seis páginas (hemos hablado también de la escritura condensada y corta). Tu referencia a Beckett: ella habla de él en su obra; no hay rastros de ella en la literatura sobre Beckett. Encontré algo de Danielle en inglés que intentaré cumpla al menos dignamente una doble travesía, traduciéndolo al español, en el próximo comentario (a Blogger también lo seduce la escritura corta). Ahora vuelvo.

MARIEL MANRIQUE dijo...

Esto es (de Meurtre y Dire II):

(i) “knotted / knotted to words / the strangulation of breath / loss of ground / hanged / swaying inside words” ("atada / atada a las palabras / el estrangulamiento del aire / no hacer pie / colgada / balanceándome dentro de las palabras".

(ii) "I have the impression that I am experiencing a death. I no longer have a center -not that it moves around inside me, in constant, even perpetual motion- but no localizing of it is even possible any more" ("Tengo la impresión de que estoy experimentando una muerte. Ya no tengo un centro - no se trata de que se mueva dando vueltas dentro de mí, en movimiento constante, casi permanente - sino del hecho de que ni siquiera es posible ya localizarlo").

(iii) "On ne meurt pas seul, on se fait tuer, par routine, par impossibilité, suivant leur inspiration. Si tout le temps, j'ai parlé de meurtre, quelquefois à demi camouflé, c'est à cause de cela, cette façon de tuer" ("Uno no muere solo, uno se hace matar, por rutina, por imposibilidad, siguiendo su inspiración. Si todo el tiempo hablé de asesinato, algunas veces camuflado a medias, es a causa de esto, de esta manera de matar"). Aquí me hizo recordar a Virginia Woolf, diciendo que lo terrible no son los grandes acontecimientos que salen en los diarios, sino ver a la gente subiendo al autobús cada día.

Gracias por tu regalo, Búfalo Mayor.

rubén m. dijo...

No había reparado en que la traducción era tuya, Stalker. Suena realmente bien!

ana dijo...

por supuesto que me han gustado muchos estos poemas de danielle collobert, no me seas impaciente, stalker, que yo a veces tardo un poquito en comentar ;)

es palabra que atraviesa y de repente, palabra rápida pero abriendo la carne y saliendo sangre, como un corte de cuchillo.

la traducción suena muy bien, aunque me hubiera gustado que pusieras al menos de uno de los poemas el original en inglés para poder contrastar un poquito. espero que cuando traduzcas más poemas los compartas conmigo.

últimamente me llama mucho la idea de traducir algo, quizá porque últimamente me encuentro por todos lados -en internet y en mi entorno físico- a gente que traduce. por ejemplo, viendo la traducción tan mala que han hecho de "vive o muere" se me ocurre meterle mano a algún poema de sexton, a ver qué pasa.

un beso.

Stalker dijo...

Mariel:

espléndido regalo el que nos haces con tus comentarios, y sorprendente que la conocieras. Yo no había oído hablar de ella en mi vida, ni mencionarla siquiera. Encontrarla ha sido un hallazgo puramente fortuito.

Esos datos biográficos, tamizados por tu lente personal, adquieren un relieve de horizonte de sucesos e implosionan con los poemas en un todo abrumador pero extrañamente reconfortante. Muchas gracias por ese viaje y esa visión...

Stalker dijo...

Rubén:

he sido tan sólo fiel al original. Ningún mérito en ello.

Salud

Stalker dijo...

Ana:

Danielle Collobert era francesa y escribió, según entiendo, esencialmente en francés. He aquí uno de los poemas cuya traducción he intentado:

ajoute sans cesse
construit
ténacité du souffle
accumule
poursuit
avide
sans cesse
du souffle à la parole
le même chemin
le retour encore
la répétition évidente
fragile
incertaine
allonger la trace – prolonger
quelque part
ailleurs
ne pas effacer – s'effacer
des mots en plus
le sang – encore battre
des mots encore
tracer
pour reculer l'approche
hors d'atteinte du silence
Blanc infini
lutte - avec le mot - nécessaire
unique nécessité
lutte vaine
épuisement
sans issue

Estaría muy bien que te animaras a traducir. En mi caso, al traducir siento que soy alfarero, que las palabras son barro que hay que moldear, y el tacto propio queda impreso en ellas. Se convierte en una relación de piel, una traducción acaba siendo un vértigo, una imposibilidad, pero, sobre todo, una vasija a la que hemos imprimido cierta forma: la de nuestro asombro.

Besos

rubén m. dijo...

Nada de demérito, Stalker. Ser fiel es lo que una traducción pide y por lo que veo del original esa sintaxis sincopada y asfixiante no tiene que ser nada fácil de reproducir. Y tú lo has logrado.

Ana, anímate a traducir, seguro que nos sorprendes.

ana dijo...

creía que era norteamericana (aunque el nombre no lo fuera) porque como mencionabas a las poetas norteamericanas en el comentario 1, aunque ahora releyendo el comentario veo que fue una mala inferencia mía.

Stalker dijo...

Ana:

aludía a que las poetas norteamericanas suicidas han contado con la construcción de un mito que les ha garantizado una posteridad de atentos y devotos lectores. Nada eso ha sucedido con Collobert, quizá por ser francesa y, especialmente, por ese estilo truncado, abrupto, difícil, por ese bracear contra el lenguaje en el que se adivina la herencia beckettiana (como señala Mariel, ignorada por la literatura sobre Beckett, dato que ignoraba pero que no me extraña habida cuenta de que la transmisión del conocimiento sigue en manos de acadmémicos que son mayoritariamente hombres y conservadores). Mi opinión es que Danielle incomoda y por eso está en el limbo del olvido.

Abrazos

MARIEL MANRIQUE dijo...

No conocía a Collobert, Stalker. Vos me la presentaste. Yo simplemente me abalancé sobre ella y junté restos durante la noche.

Stalker dijo...

Más mérito aún, si cabe, Mariel.

No sabes cuánto agradezco que te hayas abalanzado así sobre ella, y que prestes tanta atención y mimes tanto las cositas que van apareciendo por aquí.

Abrazos

Stalker dijo...

Mariel:

no explicité el agradecimiento por tus traducciones. ¡Gracias! Seguimos sumando...

Abrazos

rubén m. dijo...

"Uno no muere solo, uno se hace matar, por rutina, por imposibilidad, siguiendo su inspiración. Si todo el tiempo hablé de asesinato, algunas veces camuflado a medias, es a causa de esto, de esta manera de matar"

Qué inquietantes los fragmentos que ha traducido Mariel (gracias!). Tiene que ser una personalidad muy extrema.

MARIEL MANRIQUE dijo...

Tengo en inglés sobre la mesa el primer poema de Survie. A ver si me animo durante el día. Este sí que es resbaladizo, Stalker.

Rubén, sí, da la sensación de que iba hasta el fondo. El desafío es llegar a ese fondo y sobrevivirlo sin pegarse un tiro (esto lo aprendí en los hospitales, no hubo otra manera).

Besos extremistas.

rubén m. dijo...

Uf, y tan extremistas, Mariel, me han sobrecogido tus palabras... Tu experiencia hospitalaria debió de ser infernal, la mía -la propia, no otras que he vivido en amigos- no fue para tanto, al menos tuvo la fortuna de ser breve. Pero sí que noté cerca ciertas cosas, sí.

"Es fácil descender a los infiernos (...), pero volver atrás los pasos y ascender a la luz, ése es el esfuerzo, ésa es la hazaña". Virgilio, "Eneida", canto VI.

besos épicos

Lola Torres Bañuls dijo...

No conocía esta autora yo tampoco. Stalker gracias por compartir este descubrimiento. Y por traducirlo. Cero que lo has hecho muy bien, porque los he leído y tienen un ritmo estupendo. Me gustan mucho estos poemas. Son inquietantes y se ve la sombra de la desesperación. Ojala las personas no tuvieran nunca estos momentos de desesperación, pero supongo que eso es una utopía.

De esta manera al darles luz deja de ser tan desconocida. Y eso es de agradecer.

---Este viaje interior del aliento a la palabra---

“Del aliento a la palabra”
“El regreso”
“borrarse”
“Blanco infinito”
agotamiento/ sin salida.

De lo violento a lo imperceptible
En algún lugar el nervio dolor
En algún lugar la respiración.

Entre los muros blancos.

Ese lugar buscado desde hace tanto…
Viajes al interior.

La mayoría de las veces con ideas de agresión

Tomar por asalto ese lugar.

Que sólo queda superficie lisa
Nada que pueda interrumpir el sueño. Atascada. Sin crispación sin desgarramiento.


He destacado estos fragmentos. Y en ellos parece que el camino sea el desgarramiento, la idea de agresión hacia ella misma, buscando un lugar blanco, blanco infinito dice Danielle, con muros blancos. Recurre al blanco el color más puro. “Ese lugar en la mente o en el fondo”. “El ensamblaje incierto del mundo” y allí en ese lugar blanco “esta vez las manos podrán transcribir con dulzura las palabras”…


He leído los tres poemas como si fueran una continuación y van en la dirección de buscar ese lugar blanco donde las manos podrán transcribir con dulzura las palabras.

Bueno aquí mi humilde lectura de estos poemas.


Abrazos a compartir con los demás contertulios si me permiten.

Laura Giordani dijo...

Otro hallazgo de tu mano, stalker. No tenía idea de esta poeta que acabo de descrubir a través de estos tres poemas que has traducido y que encuentro muy potentes. Creo que has hecho un buen trabajo de traducción. Dime: ¿Se puede conseguir algo de Danielle en castellano? Me encantaría leer más. En algunos pasajes donde dice, se desdice, balbucea y se entrecorta de manera tan escarpada me ha recordado la manera de poetizar de Chantal Maillard. Y mira que la voz de Chantal es escarpada...

Te dejo un abrazo fuerte y gracias por este otro tesorito descubierto.

Laura.

Stalker dijo...

Mariel:

me alegra ver que esa etapa de hospital quedó atrás y que estás aquí, lúcida, penetrante, entera, para ofrecerte y regalarnos tu presencia.

y así cuidamos de ti para que ese mal recuerdo no se reproduzca.

Abrazos

Stalker dijo...

Lola:

haces un recorrido que me recuerda a esos juegos de tiza en el suelo. A la rayuela, eso es. Avanzas a saltitos de garza por la rayuela, arrojando piedritas ante el asombro de cada paso-salto. Así eres tú, un ave zancuda que juega a la rayuela.

Gracias por piar.

Stalker dijo...

Querida Laura:

desgraciadamente no hay ninguna traducción al castellano de ninguna obra de Danielle Collobert. Sólo hay una pequeña traducción al catalán, en una editorial modesta y de distribución más bien pequeña.

De hecho, estoy esperando el primer tomo de las obras (tardarán un mes en traerlo, dicen), para meterme con ello a fondo. E incluso es posible que realice alguna propuesta de traducción a alguna editorial. ¿Por qué no? Creo que merece mucho la pena ya que se trata de un descubrimiento mayúsculo o mi olfato me engaña completamente (no lo creo).

Respecto a ese carácter entrecortado, también me he fijado en lo que dices. Entiendo que se trata de una confluencia y que el origen común se encuentra en la escritura cortante y filosa de Samuel Beckett, que ha influido notablemente en ambas autoras. Por ahora Danielle me parece más desesperada, no parece que salve nada; en Maillard queda la conciencia compasiva, el deseo de restañar la herida, y el gozo, el mero gozo de estar vivos con que concluye "Husos".

Esa confluencia la he encontrado, también, en algunas cosas de Hugo Gola, poeta argentino al que pronto traeremos por aquí.

Abrazos

Lola Torres Bañuls dijo...

Stalker. Me ha encantado la drescripción que me haces. "Un ave zancuda que juega la rayuela."
Ostras me encanta.
Me lo he sacado a papel y me lo guardo, lo voy a colocar en algún libro y en ´cierto momento, no sé si pronto o tarde, abriré el libro y me encontraré con el mensaje de la botella.
Entonces esbozaré una sonrisa y pensaré, mi amigo Stalker me escribié esto.

De verdad que es como un regalo. Es un mensaje tan tanténtico como tú lo eres.



Un abrazo muy fuerte.

Portinari dijo...

Del aliento a la tenacidad, de la tenacidad a la palabra. Lucha encarnizada entre los silencios y las palabras. Impotencia final, de no traspasar la barrera de la palidez.

La respiración como síntoma del dolor latente. Cuando el punzazo anida en el pecho, si respiras, la fricción del aire rompe la sangre, y lloran los pulmones por dentro. Es inevitable tratar de correr; puedes aparentar estatismo, y aunque te estés moviendo, nunca podras dejar atrás la materia del daño.

La mujer sueña con irse con Morfeo, esa cuna, sin embargo, se hace insalvable con su nana desgarrada. Sabe a lo que se atiene y muta.

Me ha gustado mucho esta poeta Stalker, más de lo que debiera.
Gracias por acercarla hasta aquí, tan llana.

MARIEL MANRIQUE dijo...

Stalker: Lola salta a la soga sobre las palabras de Danielle como sobre una rayuela dibujada con una tiza y llega con puros círculos de soga al cielo blanco donde poder escribir con dulzura. Para mí el cielo blanco es enloquecedor, para Lola es un remanso y el cielo de la rayuela. Esa, sospecho, es la maravilla de la interpretación y la de Lola es muy bella y arropa e ilumina las palabras desgarradas de Danielle.

Sí, yo también creo que tu descubrimiento es mayúsculo y que deberías proponerte como traductor al español de esta mujer que no se acabó en la rue Dauphine.

Rubén, Stalker, la "saison en enfer" quedó atrás. Virgilio debió intuir que alguien cantaría China Bird en mis oídos para tomarme de la mano de vuelta a casa. Y ahora, además de la casa, ¡tengo una cueva de extraordinarios topos que alimentan y fortalecen sin respiro mi sistema solar e inmunológico! Bendita estoy, sin dudas.

Stalker dijo...

Lola:

me gusta que guardes eso en algún rinconcito y luego te salte como el gato al jugar.

Abrazos

Stalker dijo...

Portinari:

algo no puede gustarte más de lo que debiera. No te defiendas de las cosas por las que sientes inclinación.

Tu descripción, como siempre, es impecable. Me la calzaría para cruzar el desierto en largas zancadas insomnes...

Abrazos

Stalker dijo...

Mariel:

si podemos contribuir a reforzar tu sistema solar e inmunológico (tremenda imagen) con alguna brizna de hierba, ¿qué cosa mejor podemos imaginar?

Gracias a ti por resistir y estar.

Abrazos

Lola Torres Bañuls dijo...

Hola:

Para Mariel: Me alegro que estes aqui y que el hospital haya pasado a un lugar lejano.
Es verdad lo que dices sobre la interpretación, yo creo que la grandeza de esos poemas estan también en ese poder evocador. Son poemas abiertos porque son sugerentes.

Es verdad Stalker debería de traducir más.
Stalker podrías decirme cuál es la editorial y el nombre del libro que han publicado en Catalán de esta autora.
Soy de Valencia entonces puedo leer ese libro en Catalán.

Un abrazo.

Laura Giordani dijo...

Ahora entiendo mejor la sintonía entre el decir de Danielle y Chantal y su pasión común por Beckett.. claro: es que se ve esa impronta, más los rasgos de sensibilidad compartidos. Ese matiz que señalas entre la desesperación sin respuesta de Daniella y el dolor que Chantal a través de la palabra quiere conjurar y hacer brillar al menos como compasión, es muy cierto. No conozco de Danielle más que estos tres poemas que has traducido, pero siento una vibración más oscura en el sentido de "no salida" que en la poesía de Chantal en la que el dolor parece esos peldaños de las escalinatas que bajan al Ganges, esos gaths que llevan de la herida individual a la promesa de algún tipo de disolución en aguas comunes, en ese escribir "para que el agua envenenada pueda beberse"... qué tremendo. Todavía reverbera en mí ese verso final de "escribir" como una de las poéticas más rotundas que se han proferido. No sé si Mariel conoce la poesía de Chantal, pero se la recomiendo con fervor, creo que va a conectar mucho con ella.
En Chantal -poeta que está aún entre nosotros- está esa fuerza de Danielle y me arriesgaría a decir que multiplicada, ojalá la mezquindad del campo poético con sus clanes y miopís no tengan que hacer esperar a su muerte para reconocer su poesía.

Un abrazo,

Laura.

Lola Torres Bañuls dijo...

Hola Laura:

Creo que la poesía de Chantal Maillard esta reconocida. Pero no llega a todos. Mucha gente no sabe muy bien leer poesía aunque se lo crean, y por eso no les llega.

Chantal Maillard es excepcional, es de lo mejor que se escibe hoy por hoy en España.
(Algún día yo quiero ser como ella. JAJAJAJA-es broma.)Ya quisiera yo.

Un abrazo Laura.

Stalker dijo...

Lola:

el librito publicado de Collobert está en Euma editorial con el título "Allò doncs". Es edición bilingüe así que no tendrás problemas ni por una parte ni por otra (yo tampoco claro, pero por un poco más de dinero recibiré un tomo con las obras completas, pedido a Francia).

Yo también celebro que lo de Mariel quede atrás (al hospital me refiero).

Abrazos

Stalker dijo...

Laura:

tus consideraciones son muy valiosas para mí. Me gusta cómo describes esa "disolución en las aguas comunes". Nada que añadir a tus palabras, precisas y bellas siempre.

Quizá no es fácil reconocer a nuestros contemporáneos, especialmente cuando actúan desde una insularidad radical y cuando sus discursos incomodan por inesperados y porque no resultan fáciles de encorsetar. Tampoco es fácil reconocer la validez o calidad de obras que van a la contra, que embisten (aunque también acaricien) y no condescienden a gestos calculados para granjearse la unanimidad en la recepción.

En el futuro habrá más cositas por aquí y Mariel tendrá la oportunidad de acceder, también, a ese vértigo.

Abrazos

Stalker dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Stalker dijo...

Querida Lola:

a nosotros nos bastará con que seas tú misma y hagas esos comentarios tan agudos...

Fíjate que aunque estoy de acuerdo contigo, lo matizaría de la siguiente manera: no es que haya gente que no sabe leer poesía, es que la leen desde un ángulo que responde a un condicionamiento previo, a ideas preconcebidas de lo que debe ser la belleza. Son lectores que rehúyen del temblor, de la herida, y aun de la misma experimentación formal...

Pero a veces se confunden las cosas, y en vez de vanguardia hablamos de retroguardia. En especial muchos jóvenes parecen estar muy confundidos en este sentido, y creen que el lenguaje poético avanza volviendo a las sendas trilladas. Hace poco comentaba con Rubén que hay blogs por ahí de gente muy joven, blogs que incluyen la palabra "Iconoclasta" en su título y que dejan entrar a la poesía y la música como artes de la subversión. Lo sorprendente es que los poetas que allí aparecen representan la parte más conservadora (a veces, ultraconservadora) de la poesía española, un camino que representa una absoluta vía muerta para cualquier joven que quiera encontrar su propia voz, porque siguiendo esas huellas sólo repetirá lo que ya de por sí son lugares comunes.

Y conste que esos poetas son necesarios, tienen lectores y está bien que así sea. Pero no son un buen caldo de cultivo de ninguna iconoclastia ni rebeldía, a no ser que tengamos una idea muy singular de ambos conceptos.

Sería como, salvando las distancias y exagerando un poco, un blog que llevara por título "Universo anarca" y estuviera poblado de citas de Aznar, Sarkozy o, en el mejor de los casos, Felipe González. Un contrasentido...

Abrazos

Arturo Borra dijo...

Querido Stalker, otra de esas entradas que añade, incesante, otra construcción para el aliento (vital, antes que poético), y acumula estertores, en la persecusión de lo que escapa, en la repetición de la promesa que
no se deja asir, en su fragilidad, en ese diferirse que la sangre promueve sin saberlo, ciega,
aturdida por las luchas subterráneas, tan necesarias como vanas, en la aporía del instante.
Y así, uno se pregunta: ¿Cómo este muro que no puede llorar no lo hemos partido, aunque más no sea en las traducciones?
¿Seguirá el movimiento "De lo violento a lo imperceptible", a pesar de los fingimientos?

Mucho se juega en lo invisible... y otra vez, buscadores como vos lo traen a nuestro campo y así podemos seguir
respirando, a pesar de la angustia, de la densidad que es también fuga del sentido,
en este puzzle siempre roto e incompleto en el que buscamos un lugar, siempre en otra parte.
Hermoso y desgarrado, como casi todo lo que nos toca.
Un abrazo fuerte,
Arturo

Anónimo dijo...

hno lo primero de todo: GRAcias!HE LEIDO ESTO RAPIDO Y COMO SIEMPRE SORPRENDENTE !ABRAZOS ADOLFO

Lola Torres Bañuls dijo...

Stalker y demás contertulios:

Yo creo que la poesía es la transgresión del lenguaje, pero no se queda en el papel. Creo que trasciende a la conciencia o algo así. Creo que es un motor de cambio. Las sociedades están muy comodas sin cambiar nada.

Entonces uno se puede posicionar comodamente en una de las corrientes que están en el poder y mantenerse calentito y a gustito. Resulta comodo y reconfortante.

Lo que creo que ocurre muy a menudo y también en los blogs y con la poesía es que antes hay que posicionarse y saber a dónde uno quiere ir. La gente va dando tumbos sin saber muy bien que escribe, por qué lo escribe y sobre todo no son concientes.
Muchos han leído poco.
Escriben y se sienten bien haciéndolo: lo cuál me parece muy digno.
Pero no se paran a pensar que tendrian que ir buscando su propia voz, su propio camino. Eso es dificil si no sabes el rumbo que quieres tomar. Y es dificil escribir algo valioso incluso sabiéndolo.

Bueno no sé igual estoy divagando pero me gusta... JAJAJA

Un abrazo.
Stalker tu rincón es tan cálido pero tan interesante que me quedo aqui.

Un abrazo.

Portinari dijo...

Stalker,creo que hacer un blog llamado "mundo anarca", como tú dices, y poblarlo de tamañanas citas como las que ilustran a ya nombrados personajes, podría llegar a tener un triunfo tan inconmensurable cpmo inverosímil. Creo que voy a empezar con proyectos así, sólo por ver qué pasa... realmente sería muy divertido, casi tanto como imaginarlo y ya es mucho!

Mariel, me alegra que ese paseo tuyo del que habló en su día Virgilio sin saber, haya tocado a su fin. Como dice Stalker, ahora te tenemos aquí.

Quisiera hacer mención un poco a los nombres que vamos poniéndonos aquí, porque aunque somos todos topos desde aquel día, ahora ya hay una garza que juega a la rayuela, tenemos un "oiseu" que viene de la china, búfalos que renacen de sí, las manos que cuidan el nido...
en la variedad está el gusto ;-)

Y gracias por querer cruzar el desierto con mis descripciones, pero no haría falta que las zancadas fueran insomnes, en sueños también visitan las palabras.

Stalker dijo...

Arturo:

nos duele ese desgarramiento pero buscaremos siempre sanar y otra agua en que abrevarnos.

Gracias por tu fina mirada y sinceridad...

Stalker dijo...

Lola, ésta es tu casa, siempre serán bienvenidas tus palabras y tu presencia. Me gusta mucho cómo piensas y la claridad con que lo expones. Nada que añadir salvo un abrazo...

Stalker dijo...

Adolfo: tu alegría enciende la mecha, siempre...

salud, hermano.

Stalker dijo...

Portinari:

el desierto de tus descripciones no es tal. Los búfalos pastan a gusto en él.

Abrazos

Susana dijo...

Jajajaja, Portinari, qué buena la idea de tu experimento. Un estudio sociológico así me entusiasma rápidamente.

Lola, creo que eres algo dura con los "principiantes" de la escritura (bueno, lo cierto es que he entrado en pánico, porque no estoy nada segura de saber dónde quiero o puedo ir a parar, a pesar de que ya lleve unos cuantos siglos con el lápiz siempre en ristre). Una buena forma de investigar en esa voz propia pienso que es escribiendo. Por supuesto, leyendo también. La revolución no es un concepto. Es más, toda revolución, a pesar de que suene a algo súbito, requiere un proceso previo.

Personalmente, prefiero mil veces un mal poeta, que un buen ajeno a las letras...

Stalker, creo que Arturo hace una magnífica definición de ti: "Mucho se juega en lo invisible... y otra vez, buscadores como vos lo traen a nuestro campo y así podemos seguir respirando".

Un abrazo

Stalker dijo...

Querida Susana:

Arturo siempre acierta. Además, es capaz de acertar simultáneamente a varios blancos con la misma flecha. Ya verás...

Yo creo que entre lo que dice Lola y lo que dices tú hay acuerdo, es complementario...

Me he quedado con curiosidad en esta frase:

"Personalmente, prefiero mil veces un mal poeta, que uno bueno ajeno a las letras..."

¿Qué sería un buen poeta ajeno a las letras? ¿Pondrías un ejemplo?

Abrazos, Susana, gracias por tu complicidad y tu presencia.

Susana dijo...

Vaya, Stalker, me has pillado! ejem. Lo cierto es que quien se me vino a la mente mientras escribía ha sido Vargas Llosa, pero de personajes de esa calaña (y espero no ofender a nadie) los hay en todas las artes. Puede que no sea tan malo como poeta, pero el propio Jiménez Losantos, del que hablabas hace unos días, incluso aunque tenga el don de la palabra, desde mi punto de vista tiene bien poco que ver con la poesía. Pueden tener habilidades, pero ofenden a diario la sensibilidad.

Me explico fatal y no quiero dar más ejemplos para que nadie me salte a la yugular, pero estoy segura de que todos tenemos en mente algunos cachorros mimados por el stablishment, y que escriben (o pintan o componen) entre fiestas de la alta sociedad. Cuando un personajillo de esa altura habla en un poema de 'dolor', por ejemplo, me parece como si estuviera vaciando la palabra. Así pues, los considero ajenos o puede que hasta destructores de las palabras.

(uish, cómo me pongo de taxativa! perdón, Stalker)

MARIEL MANRIQUE dijo...

Recogiendo el guante de Susana, me deslumbra por momentos la destreza narrativa en La Fiesta del Chivo, hay pasajes de enorme belleza en Elogio de la Madrastra, pero leo los desatinos de este hombre en El País, por ejemplo, y oscilo entre el vómito y la incredulidad. ¿Hasta qué punto pueden escindirse estas sensaciones? Quizá solo se trate de un opinólogo mediocre y un narrador dispar ...

Tentativa traducción de madrugada del primer poema de los seis de Survie (el último libro de Danielle C.). Danielle C. doblemente traicionada (el poema lo encontré en inglés). Que los topos se arrojen sobre la traducción para hacerle decir lo que yo no pude (Danielle C. ya ha disuelto el género y quebrado la sintaxis y siento que está pidiendo auxilio). Las barras son exigencias de Blogger para marcar la extensión de cada verso.

I leaving voice without response to /
articulate sometimes words /
that silence response to other ear never /
if to muteness world not a sound /
plunges into blue cosmos /
no more question that vertical journey /
I leaving slide to horizon /
all equal all mortal leaving starting /
with the I /
at full speed fleeing the horizon /
at last to hear only music in the screams /
enough enough /
exit.


Yo voz que se va sin respuesta / para
articular algunas veces palabras /
ese silencio respuesta para otro oído / nunca
sino para lo mudo el mundo ni siquiera un sonido /
se sumerge en el cosmos azul /
ninguna otra cuestión que no sea el viaje vertical /
Yo partiendo deslizarse hacia el horizonte /
todo equivalente todo mortal partiendo comenzando /
con el Yo /
a toda velocidad huyendo del horizonte /
finalmente para oír solo música en los gritos /
suficiente suficiente /
salida.

Abrazo.

ana dijo...

yo creo que lo importante en la lectura es el texto, no la persona, y creo que stalker se estaba refiriendo más a textos poéticamente conservadores que a personas moralmente conservadores.

también creo que hace falta creatividad lectora. la creatividad no es una cualidad exclusiva de la producción sino también de la recepción. saber leer con creatividad, eso es lo que le falta a esas personas que no saben ir más allá de las lecturas obvias, de los autores obvios.

Abrazos para todos.

Lola Torres Bañuls dijo...

Para Susana:

Estoy de acuerdo contigo. YO respeto cualquier tipo de poesía. Pero cuando leo por allí los blogs, me puede gustar o no gustarme. Pensar que el poema es bueno o no lo es, y lo que respeto es la persona que esta detrás del poema. El poema me llega o no me llega.
Y el tema de los blogs no me molesta en abosluto sino todo lo contrario. Es una forma de sacar a la luz muchos poemas y poetas.

YO también soy principianta, siempre lo seré y siempre dudaré de lo que yo escribo.

Pero cuando ya hablamos de los que están en el otro limbo. Que son los que pueden publicar, ganar concursos y que están en todos los medios. Entonces si me planteo otras cosas. Y empiezo a pensar que la poesía debería ser un motor de cambio (no de revolución) las revoluciones en nuestros días son lentas, pero siguen habiendo cambios. Y mucho mejor que sean lentas pero sin pausa. Y entonces pienso que realmente no aportan nada nuevo a la literatura entonces porque tienen tanto exíto o porque se los valora tanto. Habiendo por allí gente que escribe muy bien y no tienen posibilidades de salir a la luz.

Bueno yo sigo aprendiendo de vosotros mucho.

Un abrazo de ave zancuda. Me voy a jugar a la rauyela dando saltitos por aqui y por allá, algún insecto encontraré.

Un beso.

raúl quinto dijo...

se ha puesto, como siempre, el debate muy intersante. No me parece muy descabellado hablar de "retaguardia" al comentar cierta poesía actual, ya he escuchado ese concepto en boca de los mismos protagonistas.

Yo también abogo por una lectura creativa, una lectura que rellene los huecos con la propia sangre. Un poema de Celan, por ejemplo necesita de esa aprehensión de la elipsis. No es que sea difícil sino que es "otra" forma de leer y mirar, pero claro, nos lo venden interesadamente como algo complicado y elitista (socialmente retrógrado y antidemocrático ¿os suena este discurso?) mientras que la verdadera poesía del pueblo, la iconoclasta que baja el arte a la altura del pueblo es la social y comprometida, la de baja intensidad y fácilmente legible. No hay nada más falso y pernicioso: ese discurso no cree en la capacidad de la gente para leer ni en la capacidad del lenguaje para ser.

un saludo.

blogger me pide chant

Lola Torres Bañuls dijo...

Ana creo que diste en el clavo y has resaltado lo importante que es la lectura como forma de creación. Lo expresas estupendamente bien, pienso lo mismo en lo referente a la lectura de poesía.

Así que nada más que añadir.

Un abrazo.

Stalker dijo...

Estoy muy de acuerdo con todas vuestras consideraciones, que no encuentro mutuamente excluyentes. Lola, Susana, Ana, Raúl, han dado razones de peso y que comparto...

Agradezco a Mariel su abnegación en la traducción de este nuevo poema de Collobert. Seguiremos atentos, vigilantes...

Abrazos ecuménicos.

Susana dijo...

Pues no sé exactamente cómo, pero creo que ahora ya estamos todos de acuerdo, ¿no? Comparto absolutamente lo que ha dicho Lola. Y también, cómo no, la náusea de Mariel ante determinadas columnas de El País. Es tal el cambio, que incluso durante un tiempo se rumoreaba que tenía alguno/s negro/s (entiéndase el sentido, pliiiis) trabajando para él.

La creatividad en la lectura es fundamental, desde luego; ahí diste en la diana. Es la única forma, creo, de apreciar realmente la poesía, la literatura, la música, la pintura... seguramente, hasta la vida (o su ausencia).

Cómo me gusta leeros!!
Un abrazo para todos...

Anónimo dijo...

Época:
30.10 - Siglos XVI y XVII. Barroco

17.10.20 - Escuela española. Religión


Nombre:
Calvario de la Cárcel

Descripción:
Antonio del Castillo. Museo de Bellas Artes. Córdoba. España.

Autor:
Antonio del Castillo



Visualizador de imagen (639 x 800)

 
Free counter and web stats