viernes, 11 de febrero de 2011

Soñar en la selva

Niño lacandón, Chiapas

En la selva de Chiapas, se duerme en cabañas de paja sin paredes, en hamacas que apenas se mecen.

Allí se dice:

Si sueñas con un burro, hará mucho viento.
Si sueñas con tacos, verás un oso hormiguero.
Si sueñas con un oso hormiguero, vendrá gente.
Si sueñas con una termita, verás un jaguar.
Si sueñas con un jaguar, vendrá gente.
Si el jaguar te muerde, no son gente.
Si sueñas que te despiertas, tendrás miedo en la selva.
Si sueñas con un espejo, verás piedras blancas.
Si sueñas con tu lengua, ten cuidado.
Todos los pájaros significan fiebre, todos los peces significan dolor de estómago.
Si sueñas que te preocupa el precio de las cosas, no tendrás que preocuparte del precio de las cosas.
Si sueñas con una fiesta, te aburrirás por mucho tiempo.
Una calabaza es la cabeza de un jaguar; la vieja canoa, un caimán.
Si sueñas con una casa, verás un jabalí.
Si sueñas con una barba, verás un jabalí.
Si sueñas con una escoba, verás un jabalí.
Si sueñas con un poeta, alguien va a llorar.
Una escopeta es el colmillo de un animal.
Los frijoles son gusanos y los gusanos son frijoles.
Si sueñas que escribes, te morderá una víbora.
Si sueñas con un lago, no es nada.
Si sueñas con una rana, no es nada.
Si sueñas con una flor, no es nada.
Si sueñas con el cielo, no es nada.
Si sueñas con hojas, no es nada, pero si las hojas se agitan con el viento, los saltamontes se comerán el maíz.
Si sueñas con la niebla, vendrá gente que está triste y enferma.
Si sueñas que sabes algo, no lo sabes.
Si sueñas con un halo alrededor de la luna, el fin del mundo se acerca.
Lo que en el sueño es fino será grueso.
Lo que en el sueño es cierto no pasará.

Eliot Weinberger, Algo elemental (trad. Aurelio Major).

33 comentarios:

karmen blázquez dijo...

Que sea por mucho tiempo, y que ningún ciudadano trate de hacer ciudad, ni ose civilizar...pues allí verdaderamente se duerme para soñar.
"Además de la muerte existe el sueño" dijo Cirlot

un abrazo
k

emmagunst dijo...

el poder de la observación, el poder del pensamiento, el poder de la magia...la sabiduría del que realmente sabe

d. dijo...

Me retumbó el corazón con esta entrada. La Candona es el corazón de México, el de nosotros, el de muchos otros. Es la selva que acumula todos los tiempos y todas nuestras sensaciones en un sólo rugir-adentro/sintiéndo.

Gracias, gracias, gracias.

Laia dijo...

Esta clase de entradas son de las las mejores, porque casi no admiten comentario.
Solo el mudo asentimiento.
El silencio mejor, a veces, que la rúbrica intrincada del lenguaje que añadimos, como ahora estoy haciendo, por pura idiotez mía.
Ojalá se pudiera representar ese silencio.
Genial.
(Y enorme poema.)

Lola Torres Bañuls dijo...

Chuuuttt duermen las palabras dentro...

José Antonio Fernández dijo...

Gran poema. El último verso es rotundo.

Say dijo...

Esta interpretación de los sueños y de la vida, sí que es un movimiento “elemental” del ser como lo que realmente es. Allí la hegemonía la reparte la poética del viento en las selvas. Crea un movimiento interior. De esta forma, para vivir, para soñar, las hamacas apenas se mecen y se duerme en cabañas sin paredes, sin límites. Si nadie va a meter sus manipuladoras manos dentro, será la pobreza más “rica” del mundo.

Fijaos en la teoría de Freud. ¿Se avergonzaría de su “Interpretación de los sueños”?. No. En esta nuestra cultura tan “evolucionada”, se desprecia muy alegremente todo lo que no sean sus “magníficos” estudios. Subconsciente…sí, el suyo, lleno de ideas falocráticas, sexistas y retorcidas. Y generaciones de psicoanalistas y psicólogos, repitiendo las mismos retrógrados mandamientos.

“Si sueñas que te despiertas, tendrás miedo en la selva”

mjromero (alfaro) dijo...

Lo que en el sueño es cierto puede pasar.
Yo soñe con termitas después de una experiencia con una termita -casi que llegó a ser metafísica- real, que hacía ruido dentro de un tablón de una mesa, hasta que una noche apareció con todo su poderío. Luego soñé con un jaguar por la autopista, y lo escribí en poemas, y ahora leo esto de este señor a quien no conocía ni de nombre.Espero que no venga gente, que no destruyan mi mundo de termitas ni mi autopista de jaguar.
Esto son mundos que se cruzan sin llegar a ser tangenciales, porque se cruzan en mundo no real tal y como la realidad se entiende.
Gracias,te correspondería por estos maravillosos hallazgos con un poco de mi mundo de vacalorias pero quizá fuera algo terrorifico.
Un abrazo.

Anacanta dijo...

Todo para comprender
finalmente que los sueños
tienen que ver con la música,
que en el sueño las cosas son tambores
y la realidad es una excusa.

òscar dijo...

hacía tiempo que un poema y yo no... este sí, desde luego, este poema sí.

besos,
ò.

Stalker dijo...

Karmen:

qué difícil des-civilizarse, vivir en ese otro sueño, darse el tiempo...

La frase de Cirlot fue pronunciada por los antiguos griegos y, mucho antes, por los antiguos hindúes. Sigue vigente, quizá es más necesaria hoy que nunca,

abrazo

Stalker dijo...

Emma:

esa sabiduría, algo tan leve como un tallo de hierba: eso pequeño que vibra y entra, y es tan desconocido para los poetas embriagados de Luz,

un abrazo

Stalker dijo...

D:

gracias a ti por esa resonancia, por seguir rugiendo adentro en este mundo cercado por los zombis (que son, a pesar de todo, nuestros hermanos),

me gustaría acompañarte a esas tierras alguna vez, que me enseñaras ese agua: el corazón del sueño,

un abrazo

Stalker dijo...

Laia:

gracias por verlo, ésta es, sí, una de mis entradas favoritas, de las que percuten y repercuten por mucho tiempo, las que vamos injertando y nunca dejan de crecer.

El poema es tremendo pero pertenece a un libro de ensayos que a su vez son poemas. El autor asegura que las informaciones son verídicas, que los lacandones sueñan así. No hay invención: se ha documentado minuciosamente. Yo le creo.

Sería bueno que los blogs incluyeran recursos táctiles. Mientras sigan presos de la palabra, mientras no aciertan a traducir el silencio o el temblor, serán esclavos del logos, de una cierta tiranía de la mirada (falocrática, asimétrica, etc.) Sería precioso poder pintar con las manos la respuesta en la pantalla, pintar con barro nuestro silencio: dejar constancia de esa emoción rupestre, intensamente ahí,

gracias por vibrar en esta pequeñez para mí tan importante,

un abrazo

Stalker dijo...

Querida ave zancuda:

y tú duermes, dentro de la más acogedora fruta-palabra...

un abrazo

Stalker dijo...

José Antonio:

grande porque pequeño, rotundo porque flexible.

poema junco, pequeño vértigo o esqueje donde "eso" retoña...

un abrazo

Stalker dijo...

Querida Say:

mi desconfianza hacia el psicoanálisis, como hacia toda teoría dictada por expertos que pretenden cartografiar hasta nuestros más escondidos temblores, es total. Además, el subconsciente fue descubierto (o revelado, o "construido") por el Vijñanavada o Yogacara ("doctrina de solo la conciencia") en el siglo II, algo que la soberbia etnocéntrica evidentemente no admitiría nunca: aquí necesitamos nuestros popes, nuestros dioses, seres elegidos que dicten las leyes al rebaño famélico.

La hamaca y los sueños me ha recordado una película deliciosa: "La hamaca paraguaya", de Paz Encina. La única película del mundo rodada en guaraní, que yo sepa. Te la recomiendo si no la conoces, porque ahí también se habla de los sueños, y de la espera, y de la penumbra de los seres humillados que habitan, apenas, el límite entre lo que respira y la materia inerte, de tan viva.

Una obra maestra de la que se habla muy poco, como es usual al tratarse de una directora...

abrazo fuerte

Stalker dijo...

Alfaro:

¡precioso comentario! Tu autopiste de jaguar y tu mundo de termitas se conservarán intactos, no vendrá gente, esa gente. Los exorcizaremos, les lanzaremos poemas como piedras que que no se acerquen a destruirlo todo con sus bolsas de picnic y sus despreciables sonrisas de funcionarios en domingo.

Tus vacalorias, tus mundos tangenciales, serán siempre bienvenidos. No puede haber miedo, no será terrorífico, y si acaso llevaran algún veneno ya verás cómo lo transformamos en antídoto, al atravesar los "mundos intermedios",

un abrazo fuerte

Stalker dijo...

Anacanta:

tienen que ver con la música. La realidad es vibración, se pliega a un ritmo percusivo, invisible salvo para una conciencia especialmente adelgazada. Los sueños no podían ser de otro tejido,

tu pequeño poema musical con mi tambor agradezco,

abrazo

Stalker dijo...

Òscar:

éste poema sí, entre otras cosas porque no es un poema. Su raíz es otra. Respira de otra forma. Es el abajo y el menos y la errancia que no se traduce en palabras.

Me gusta imaginar que este escrito y tú sois perritos y que os olfateáis en un mundo próximo y devastado, donde no haya (felizmente) seres humanos,

abrazanimal

Ahab dijo...

Tras leer este maravilloso texto, acabo de recordar que hoy soñé que –en un habitáculo sin decorado- un extravagante personaje de negro, me explicaba conceptos y pensamientos muy elaborados que yo no conseguía entender pero que me decían algo, me abrían perspectivas sensoriales, como si “hablara en poesía”.

Cuando se quedó callado le pregunté, ¿Y la música? y me respondió: ah, la música no me gusta.

He despertado hace un rato con un sabor de boca raro.


Gracias por el poema

Abrazo

Stalker dijo...

Ahab:

es un sueño muy revelador, y esto me recuerda que pronto tendremos que hablar de los sueños en esta bitácora, con una parte interactiva que consistirá, idealmente, en construir un sueño entre todos los que quieran participar.

No sólo en tu sueño sino en la realidad muchas veces los órdenes estéticos no se cruzan: los creadores parecen estar presos en su gueto artístico y no prestar atención a otro tipo de lenguajes, a otras artes...

La falta de curiosidad del homo economicus trivialis depredator (la especie que ha sustituido al homo sapiens en este planeta moribundo) es uno de los rasgos más característicos de nuestra mísera civilización, creo

salve

PÁJARO DE CHINA dijo...

hernán tiene sueños recurrentes. el habitual es que corremos juntos, pero en cuatro patas.

ante tu poema (porque al haberlo elegido lo has hecho tuyo) digo amén, pero al revés y sin abrir la boca, en posición cuadrúpeda y en pelotas.

"si sueñas que escribes, te morderá una víbora". esta línea la eligió Laia.

y que nos muerda, para ver si de una vez por todas nos enteramos de que estamos vivos y de que, mordiendo un pañueño mientras el colmillo cala, ciertos venenos ancestrales curan.

un blog-casa debería tener recursos táctiles, sí.

quisiera que me hables, pero no puedo pedírtelo. sólo desearlo. que en lugar de transcribir un poema, lo leas, con los dedos.

la ira ha comenzado ha surgir en mí. es buena señal. me prefiero géiser a agua mansa.

te abrazo como un perro que corre con el aliento del cazador en la nuca.

Stalker dijo...

Querido Pájaro de China:

celebro en ti la llegada de la ira. Yo también te prefiero géiser a agua mansa, aunque en el géiser, bajo el subsuelo, vive esa intensa delicadeza del que sabe darse, sin guardar para sí, sin los muros profilácticos que alzamos para protegernos de los demás... En los últimos tiempos pienso mucho en la ira y en la delicadeza unidas, en cómo pueden hermanarse, darse simultáneamente. Busco ejemplos de eso, me detengo en eso, me reconozco en eso porque es lo que me define: la máxima ira, la máxima delicadeza. Y hay armonía en ese fluir.

Más que transcribir, imprimir el poema con manos, con pictogramas que incluyan las huellas digitales, y darlas a leer, y a respirar, así. Esto sería hermoso aunque la tecnología virtual, aun muy rudimentaria, no lo permita (seguimos presos en la dictadura del logocentrismo, claro, con todo su cortejo de metáforas envilecedoras cuya deconstrucción parcial se ha ensayado en entradas anteriores). Urge repensar los sentidos que vertebran nuestro mundo, y qué mundo queremos construir, y cómo queremos darlo. Es la única forma de romper con la insufrible mezquindad cotidiana, que los animales sean nuestros maestros y que los pájaros de China nos muestren el camino hacia el corazón del bosque, origen o desraíz, y nos canten así la infancia, una vez arrasada la cueva donde los hombres contaron los mitos (falocráticos, jerarquizados, etc.).

Voy a cuidar de tu ira de aquí a una próxima entrada. Parto de tu imagen fundacional (Beatrix Kiddo). A ver hasta dónde llego...

Abrazos y abrazos

Tera dijo...

Precioso!!

PÁJARO DE CHINA dijo...

gracias.

eso dice mi corazón.

con una Hattori Hanzo en una mano y un cachorro en la otra. sin la espada de la ira no podría proteger al cachorro. sin la ternura del cachorro me quedaría sin lengua que suture el tajo de las espadas.

te abrazo.

Stalker dijo...

Tera:

lo es

es un poema para darlo a los niños y cantarlo con ellos, junto a otras canciones

Stalker dijo...

Querido pájaro:

un cachorro en una mano y una katana en la otra, ¡es una imagen increíble!

En la próxima entrada tienes una breve morada para la ira y la delicadeza: ahí donde se hace el corazón

abrazos de regreso

Belnu dijo...

Pero esto que dices: "hacia el psicoanálisis, como hacia toda teoría dictada por expertos que pretenden cartografiar hasta nuestros más escondidos temblores" no parece tener nada que ver con el psicoanálisis, que se sitúa siempre en el no-saber, en la pura interrogación, en el antiexperto que sólo traduce con tu ayuda, que no cartografía nada y donde todas las interpretaciones se mueven y cambian y no se respeta esa figura autoritaria paterna en el conocimiento. Creo que el psicoanalista es el único profesional que sospecha siempre de sí mismo y se pone en ese lugar tan fascinante del no-saber y sólo confía en la pura palabra y en su escucha. Ya sabes que estoy de ese lado y me encanta la discusión, pero para objetar habría que saber antes de qué se trata! Yo en cambio tengo la sensación -peregrina, si quieres- de que si un día entraras ahí, te interesaría mucho ese lenguaje, fíjate, con lo poco que te conozco

Stalker dijo...

Belnu:

pensaba más bien en papá Freud, que fue erigido en sumo pontífice y defensor de una Verdad Una. Quienes se desviaban de la verdad revelada eran estigmatizados como heresiarcas.
Pensaba en las metáforas fálicas a las que alude Say. A la obsesión por la sexualidad virilizada, a ciertos tipos de ceguera analítica. En ese sentido me interesan mucho más las heterodoxias, Jung y el primer Wilhelm Reich (sólo el primero).

Para mí es perfecto que a muchos el psicoanálisis os haya abierto caminos, os haya incluso curado. ¿Qué objeción puedo oponer a una terapia que en algunos casos funciona y ayuda? Todo depende, en última instancia, del terapeuta, supongo. Eso no quita que algunos encontremos que como corriente de pensamiento, como constructo abstracto, incluso como antropología, el psicoanálisis resulte intelectualmente decepcionante. Espero que comprendas que ahora mismo ésta es mi opinión y que no puedo compartir tu visión sobre este tema, debido, sin duda, a la ignorancia que me atribuyes y que admito sin reservas.

Por suerte, este disenso nuestro no interesa a los niños lacandones, que siguen con sus sueños sin que ninguna mirada occidental venga a perturbarlos con su hermeneusis, su reduccionismo, su ceguera,

un abrazo

Portinari dijo...

Algo de todo esto era un bautismo.

Aquello que miré como lo que era y no la extensión de mí.

Y ya está. Elegir la curva del sueño por la que deslizarse.

Stalker dijo...

todo eso era el baustismo y Portinari ahí,

gracias por pasar por este rinconcito que te esperaba,

un abrazo

Say dijo...

Belnu,
Stalker habla sobre mi mención a Freud en mi comentario. Freud, que fue el fundador del psicoanálisis. En eso sí estarás de acuerdo.

Sigmund Freud, investigador histérico y obsesivo de la mujer (el que nos trató como a conejillos de laboratorio, igual que a su hija a la que volvió medio loca). Su punto de partida fue la continuación del pensamiento de Aristóteles, fálico – narcisista que consideraba a las mujeres como hombres menores o fallidos. A partir de ahí, su teoría se construye sobre el falocentrismo que habla sobre el Super Yo "defectuoso" de la mujer, el "complejo de castración", que ¡si las niñas son varoniles o femeninas!, que si las histerias fálico narcisistas de las mujeres, que si la “envidia del pene”, que si el Edipo… Cosas aberrantes y absurdas.

Los discursos del psicoanálisis de hoy día, muchos de ellos siguen influidos por las teorías de Freud. Habrá algunos psicoanalistas “evolucionados” que ante la dicotomía y el estereotipo, entre femineidad y masculinidad, comprendan que existe una natural vivencia en un juego flexible con la diversidad. Que ejerzan de forma inteligente y no opresiva cuestiones naturales de la “psique” humana, que hay cosas que no se tienen que psicoanalizar como la bisexualidad, la heterosexualidad, la homosexualiad, la asexualidad o la multisexualidad o polisexualidad, que liberen la camisa de fuerza que muchos y sobre todo muchas, tienen con los roles asignados a cada uno en esta sociedad machista, que sepan desactivar posturas sociales conservadoras que patologizan toda clase de diferencia, etc.

No hace mucho aquí en Barcelona, se conocía el caso de una clínica que pretende curar la homosexualidad. Por cierto Duran i Lleida, ese procer político, dijo que era normal y que le parecía bien que esos análisis e intentos de “cura” tuviesen lugar. Imagino que los psicoanalistas de dicha clínica además de “traducir”, parece que también ayudan y “guían” a su psicoanalizados hacia el “bien”.

P.D. Me pude limitar a comentar sólo la hermosa interpretación de los sueños en la selva lacandona, pero un resorte indignado me trajo a la mente “otras” interpretaciones.

 
Free counter and web stats